André Citroën

Citroen AndréAndré Citroën (1878-1935) fue creativo e innovador ingeniero francés, hijo de padre holandés y madre polaca, que revolucionó la industria automovilística.

Estudió en la Escuela Politécnica francesa, dónde se graduó. Después de haber trabajado en algunas industrias mecánicas, en 1900, después de una visita a un familiar en Polonia, vio cómo se habían tallado en forma de “V”, unos engranajes de madera en una prensa de trigo, de una harinera. Este tipo de tallado aumentaba la capacidad de transmisión y reducía considerablemente, el ruido que producen los dientes al chocar entre sí. Al volver a Francia, André Citroën los desarrolló en acero y los patentó para aplicarlos a sus vehículos. Este hecho hizo que pasase a la historia como el “inventor” de los engranajes de doble espiga, aunque no sea del todo cierto. De lo que no hay duda es que fue quien lo aplicó primero a la industria automovilística y el primero que los patentó. Esto demuestra que André, no destacaba por ser un inventor, pero sí un visionario muy observador.

Citroen EngranajesLos engranajes de dientes rectos, de un tren de engranajes, chocan entre sí, debido a las holguras existentes (y necesarias) entre ellos. Disponer los dientes en forma de “V”, “suavizaba” (por decirlo de alguna manera) la entrada en contacto entre dientes de uno y otro engranaje. Además, por su geometría, se aumentaba el esfuerzo que eran capaces de transmitir.

Quizás no sea muy conocido que, el emblema de la marca Citroën, haga alusión a la geometría de este tipo de engranajes.

Citroen Mors
Mors

Antes de fundar la histórica empresa, André Citroën trabajó como director general y administrador en la fábrica de automóviles Mors, que se encontraba en una delicada situación. En 1912, tras una visita a la fábrica americana Ford, inició sus andaduras como empresario, primero como fabricante de los engranajes que había patentado y no fue hasta 1919, cuando fundó la mítica Citroën, con la que desarrolló una numerosa lista de innovaciones, aplicadas en todos los vehículos que de allí salieron.

Citroën aplicó (podríamos decir que, copió) en su nueva fábrica, los sistemas de producción en cadena vistos y aprendidos en la visita de la fábrica Ford. Así pues, se le atribuyó a Citroën, el mérito de haber sido el primero en aplicar en Europa, los sistemas de fabricación en cadena, aplicados a la industria automovilística.

Citroen Fábrica

André Citroën fue una persona muy ambiciosa y quiso dominar el sector automovilístico, llegando a ser, en 1930, el cuarto mayor fabricante de automóviles del mundo. Esto le llevó a sufrir una tremenda crisis económica, perdiendo la confianza de los bancos, hecho que empeoró notablemente la situación. Por suerte de él, Pierre Michelín (empresa especializada en la fabricación de neumáticos), sí cree en él y se convierte en el principal acreedor de la fábrica Citroën, que salvó a los 250.000 empleados y calmó a miles de acreedores y proveedores.

André Citroën murió en 1935, a los 57 años de edad, y Pierre Michelín siguió siendo el accionista mayoritario hasta que en 1976, la familia Peugeot adquirió el 90% de la compañía, desencadenando en el actual grupo PSA.

Citroen Tour EiffelComo muestra del poder que adquirió André Citroën, comentar que, entre 1925 y 1934 pagó para que la torre Eiffel estuviera iluminada con 250,000 bombillas, y más de 600 kilómetros de cableado, con su apellido, visible a varios kilómetros.

Debemos muchos de los avances efectuados en la industria automotriz a la empresa Citroën.

Anuncios